Cuando yo muera…

Cuando la última gota de cera

dentro de mi alma, se evapore

en la cuesta angosta de mi existencia.

Cuando el último ruáh exhale

mi alma inquieta y honesta,

y mis familiares lloren y musiten

su tenue oración y sus quimeras.

Cuando las noticias bailen en la TV

de mil casas en la urbana ribera,

yo habré abandonado -para siempre-

mis sueños terrenos, mis anhelos

se habrán quedado mudos,

y, solo hasta entonces, mi débil espíritu

surcará mares ignotos y cielos nuevos,

y nadie ya -creo yo- volverá a mencionar

al pobre Tomás, solo Dios estará -tras la puerta-

esperándolo, y ya.


Categorías Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close